Una momia que creían que era de un niño resultó no ser humana

Una tomografía computada reveló el misterio.
domingo, 19 de julio de 2020 · 08:56

El misterio de una momia egipcia pudo, finalmente, ser revelado. El grupo de investigadores que la analizó estima que tiene entre 2500 y 3000 años y, al principio parecía que se trataba de un niño. En el estudio también se identificó otra momia que tenía aspecto de ave.

La momia en cuestión, que mide alrededor de un metro, estaba conservada en el Museo Nacional Marítimo de la ciudad israelí de Haifa. Desde ahí, fue trasladada a un hospital de ese país con el objetivo de realizarle una tomografía computada a fin de desentrañar sus secretos. 

El resultado del estudio sorprendió a los expertos: lo que pensaban que eran restos de un niño era una especie de escultura hecha con barro y granos que, dijeron, representa a Osiris, el dios de los Muertos y antiguo señor egipcio del inframundo. 

"Es lo que se conoce como una 'momia de grano'", explicó Ron Hillel, de los Museos de Haifa, citado por el medio británico Daily Mail.

El otro sarcófago que analizaron contenía un halcón momificado. Se relaciona a estos animales con Horus, el dios de la realeza y el cielo. Marcia Javitt, directora de la división de imágenes médicas del hospital donde se realizó el estudio, explicó que era usual que se coloquen en tumbas humanas.

"Cuando había una tumba creada para un ser humano, colocaban ciertos artefactos e, incluso, animales con estos restos momificados", explicó Javitt.

Las aves tenían un papel muy importante en el antiguo Egipto, puesto que se pensaba que eran protectores. De ahí que usualmente eran colocadas en las tumbas de los faraones. Sin embargo, no hay indicios claros acerca de las condiciones en que estaban estas momias antes de llegar al museo.

Aunque no es seguro ni hayan podido comprobarlo, según explicaron los investigadores, la momia podría haber estado enterrada en la tumba de algún faraón.

Más de

Otras Noticias